¿Qué origina la enfermedad?

La información más importante que jamás hayan leído acerca el tratamiento del cáncer.

La enfermedad maligna se produce cuando el cuerpo deja de reconocer y destruir las células que no se replican normalmente. ¿Por qué?

En el ser humano cada día se renuevan  alrededor de 100.000.000 de células, alguna de ellas se puede reproducir con error. Una de las principales funciones del sistema inmunológico es detectar y destruir dichas células aberrantes, y si eso falla se produce el cáncer. Esto significa que el cáncer es principalmente una enfermedad originada por una disfunción del sistema inmunitario.

Para que se manifieste el tumor maligno, deben ocurrir tres cosas:

  1. Para que el proceso se inicie debe haber errores en el proceso de reproducción de alguna célula. Existen numerosas causas que incrementan el número de errores: los productos químicos (sustancias cancerígenas), los virus y por supuesto el avance de la edad. A los 10 años de edad la mayoría de las personas tienen muy pocos errores en la reproducción sus células, menos de 1,000 al día de un total de 100 millones que se reproducen. Según algunas teorías, una persona, a partir de los 60 años, tiene por lo menos 100.000 células que no se reproducen normalmente. Como resultado de ello, el cáncer se encuentra más seguido en una persona de sesenta años que en un niño de diez.
  2. tra cosa que debe suceder es que el sistema inmunológico no reconoce las células anormales cuando se forman. Si estas células pasan desapercibidas y  se vuelven a dividir, entonces entra en la tercera  fase
  3. TEl sistema inmunológico no responde  (o no reaccionan idealmente) y permite que el tumor siga creciendo y se reproduzca. En la mayoría de los casos, el organismo puede dominar la existencia del  tumor durante  unos días / semanas / meses. Sin embargo, el tumor a veces evade la detección y crece hasta que llega a ser tan grande que contiene cientos de millones de células. Sucede que este proceso tiene una duración de 10 años, y luego es difícil para el sistema inmunológico organizar una defensa eficaz contra el invasor, el tumor.

El concepto del tratamiento convencional contra el cáncer se basa en  cortar, quemar y envenenar las células malignas, y por lo tanto ayudar a las células sanas. Los métodos que puede ofrecer la  medicina moderna son: la cirugía, la quimioterapia y la radiación. Sin embargo, las instituciones de salud en el mundo (especialmente en  Japón) agregaron gradualmente a  los métodos estándar otro componente: el apoyo adicional al sistema inmune.

La clase de  drogas más poderosas utilizadas actualmente contra el cáncer en todo el mundo son los polisacáridos inmunomoduladores. Estos son compuestos que activan la función del sistema inmune, se unen a los receptores en la superficie  de varias células inmunes  para activarlas. Estimulan la producción adicional de tales células, o la liberación de citoquinas, proteínas que provocan la necrosis del tumor.

No es suficiente  cortar el tejido maligno, destruirlo con quimioterapia o quemarlo con radiación. Esto no elimina la causa del cáncer, que es  la disfunción del sistema inmune que  permite  el desarrollo del tejido maligno. Es necesario tomar las medidas adecuadas para iniciar una respuesta inmune efectiva y apropiada.

Con el tratamiento convencional  del cáncer la tasa de retorno del tumor  es tan alta, que los médicos en Estados Unidos  incluso han prohibido el uso de la palabra “cura”. En su lugar, están obligados a utilizar el término “en remisión”. Esto es porque sabemos que es casi seguro que el cáncer reaparezca en los próximos 5 años. ¿Por qué? Porque, después de la cirugía, la quimioterapia y la radiación, la misma causa que llevó a la formación de un tumor maligno aún está presente.

Escuche el consejo del médico y no tenga miedo agregar al tratamiento convencional  lo que el sentido común la sugiera que es correcto. Si su médico se opone, sugiérale este u otros sitios Web dedicados a la salud.

Estamos orgullosos de poder compartir  los resultados de nuestras  investigaciones con todos aquellos que tienen tiempo para preguntar. Hay más de 10.000 documentos de investigación disponibles sobre el tema de polisacáridos inmunomoduladores y su aplicación en el tratamiento del cáncer. Estos son estudios científicos escritos por expertos del Instituto Nacional de Salud de los EE.UU., la Universidad de Harvard, la Sociedad Japonesa para la lucha contra el cáncer y otras instituciones y  organizaciones de renombre mundial.

La mayoría de la gente por desgracia no quiere cambiar sus hábitos alimenticios,  bajar los niveles de estrés, o trasladarse a lugares con menor radiación electromagnética y  menor contaminación del suelo y agua. Pero cuando el cáncer aparece, es lógico tomar medidas decisivas: Consuma una dieta saludable, tome agua pura, manténgase alejado de los productos químicos tóxicos, deje de fumar. Si usted vive en un pueblo donde las plantas todos los días son rociadas con pesticidas y herbicidas, múdese. Estos son pasos lógicos y razonables que usted puede tomar para reducir el riesgo de reaparición del cáncer.

Entradas recientes

2018-07-03T23:42:16+00:00
error: Content is protected !!